Mi perfil
Regístrate con
Facebook
- ó -
Recuperar contraseña
Puntos a crochet para bufandas

Puntos a crochet para bufandas

Todo sobre: Tejer

No hay nada más lindo que las confecciones hechas con crochet. Puede ser que este tipo de tejidos esté estigmatizado sólo para las abuelas, pero la verdad de las cosas es que es transversal y podemos aplicarlos para diversas manufacturas, las cuales pueden ir desde prendas de vestir hasta manteles.

Si somos principiantes o bien, ya tenemos cierta experiencia en el arte del tejido, el crochet es un paso más para relajarnos y aprovechar de aprender la forma de crear lo que queramos con nuestras manos.

Desde el sitio WikiHow, sacamos las técnicas más recurrentes a la hora de elegir un punto para tejer la prenda que deseemos elaborar.

Cómo tejer un punto alto y un punto bajo en crochet

El punto alto y el punto bajo son los puntos más básicos y versátiles del crochet. Cuando los hayas dominado (y no te tomará mucho tiempo), podrás usarlos para tejer suéteres, mantas afganas, chales, accesorios para el hogar y en muchos otros proyectos.

Lo básico

La terminología es lo esencial, por eso, acá te dejamos un pequeño glosario, el cual nos ayudará a leer libros de tejido:

Punto cadena: un punto simple que forma la cadeneta base y también sirve para empezar una nueva hilera. Se abrevia “pc¨.

Punto alto: un punto muy común que tiene el doble de altura que un punto bajo y forma un tejido suelto. Se abrevia “pa”.

Cadeneta base: una serie de puntos cadena que formarán tu primera hilera de crochet.

Medio punto alto: un punto híbrido cuya altura está entre un punto alto y un punto bajo. Se abrevia “mp. alto”.

Punto bajo: un punto compacto que forma un tejido denso y tupido. Se abrevia “pb”.

Garganta: la parte de la aguja de crochet donde enganchas la lana, para luego jalarla y formar un punto.

Cadeneta para girar: uno o más puntos cadena que tejes al terminar la hilera para girar el trabajo y empezar una nueva.

Lazada: el paso más básico para tejer un punto de crochet, donde envuelves la lana en tu aguja.

Aprende a tejer un punto alto

Teje una cadeneta base. Antes de que puedas empezar a tejer un punto alto, necesitarás una hilera de puntos cadena que te sirvan como base.

Haz un nudo corredizo y colócalo en tu aguja.

Sostén el nudo con tu pulgar y dedo medio. Haz una lazada con tu dedo índice, desde atrás hacia delante.

Coloca la lazada en la garganta de la aguja. Rota la aguja con tu mano dominante, de manera que la garganta de la aguja mire hacia el nudo corredizo.

Pasa la lazada que hiciste por el nudo que tienes en la aguja.

Acabas de completar un punto cadena. Debería quedar un punto (1) en la aguja. Sigue tejiendo puntos cadena hasta que la cadeneta base tenga la longitud deseada.

Teje una cadeneta para girar. Una cadeneta para girar es necesaria para tejer el primer punto de la siguiente hilera.

Teje tres (3) puntos cadena. El número de cadenas que necesitas para formar la cadeneta para girar depende del punto que estés tejiendo. Para tejer un punto alto, necesitas tejer tres (3) cadenas.

Teje un punto alto. Un punto alto tiene el doble de altura que un punto bajo. Esta es la razón por la que debes una cadeneta para girar de tres (3) puntos cadena.

Haz una lazada en el ganchillo.

Introduce la aguja en la cuarta cadena desde la aguja, entre las dos (2) hebras de adelante y por debajo de la hebra trasera.

Haz otra lazada y pásala a través de la cadena, jalando la lana con el ganchillo, cuidadosamente. En otras palabras, pasa la hebra por el primer punto en tu aguja. Ahora deberías tener (3) puntos en tu aguja.

Haz una lazada y pásala por los primeros dos (2) puntos en tu aguja.

Haz una lazada más y pásala por los últimos dos (2) puntos en tu aguja.

Acabas de completar un punto alto. Debería quedar solamente un (1) punto en tu aguja.

Si tu patrón requiere que hagas más puntos altos, sigue tejiendo un (1) punto alto en las cadenas subsiguientes de tu cadeneta base hasta que termines una hilera.

Cuando cuentes cuántos puntos altos hiciste en una hilera, la cadeneta para girar del principio cuenta como un (1) punto alto.

Si debes tejer más hileras de puntos altos, recuerda darle la vuelta a tu trabajo y tejer una cadeneta para girar de tres (3) puntos cadena. Luego haz una lazada y sáltate el primer punto de la hilera anterior, introduciendo la aguja en el punto siguiente a ese para tejer el punto alto.

Aprende a tejer un punto bajo

Teje una cadeneta base. Antes de que puedas empezar a tejer un punto alto, necesitarás una hilera de puntos cadena que te sirvan como base.

Haz un nudo corredizo y colócalo en tu aguja.

Sostén el nudo con tu pulgar y dedo medio. Haz una lazada con tu dedo índice, desde atrás hacia delante.

Coloca la lazada en la garganta de la aguja. Rota la aguja con tu mano dominante, de manera que la garganta de la aguja mire hacia el nudo corredizo.

Pasa la lazada que hiciste por el nudo que tienes en la aguja.

Acabas de completar un punto cadena. Debería quedar un punto (1) en la aguja. Sigue tejiendo puntos cadena hasta que la cadeneta base tenga la longitud deseada.

Teje una cadeneta para girar. Una cadeneta para girar es necesaria para tejer el primer punto de la siguiente hilera.

Teje un (1) punto cadena. El número de cadenas que necesitas para formar la cadeneta para girar depende del punto que estés tejiendo. Para tejer un punto bajo, necesitas tejer una (1) cadena.

Fotos: Flickr Smittenkittenoriginals

¿Cómo encontraste este artículo?

Débil Regular Excelente