Mi perfil
Regístrate con
Facebook
- ó -
Recuperar contraseña

Remedios naturales para la alergia primaveral

Todo sobre: AlergiasVida Sana

Hace algunas semanas empezó a llegar la primavera, un poco antes de lo esperado por los días de calor que hemos tenido en Santiago. Los ciruelos, siempre los primeros en florecer, ya empezaron a dar colores a las calles que se habían vuelto grises después de que desaparecieran los rojos y amarillos del otoño.

Me emociona ver los brotes en los árboles porque sé que van a convertirse en frutos y flores, pero también me alertan de que eso significa que viene la alergia que llega con ellos. Algunos síntomas molestos como la congestión, tos y narices que pican, nos acompañarán por, al menos, unos tres meses más.

Como siempre, me pongo a buscar alternativas más saludables para recomendarles si es que ustedes también sufren de alergia. Acá les dejo cuatro alternativas:

Nuez moscada

nuezmoscada

He visto a mucha gente con la nuez moscada colgando del cuello, aunque nunca nadie me ha dado una explicación de por qué les ayuda. Comparte su nombre pero no es de la familia de las nueces, y efectivamente tiene propiedades beneficiosas para nuestra salud: actúa como antiinflamatorio, como calmante y puede ayudar a disminuir la presión sanguínea. Si no les convence, al menos a mí me basta ver a toda la gente que he visto usar nuez moscada –incluyendo a niños– y que realmente los ayuda a pasar mejor esta época del año.

Vapor

Cuando inhalamos vapor nuestro sistema respiratorio tiene más facilidad para limpiarse del exceso de mucosa, que siempre nos causa molestias. Síntomas como la picazón, los estornudos y el agüita que cae por la nariz disminuyen con esta facilísima técnica casera. Pueden usar una olla, hervir el agua y aspirarla directamente, siempre con mucho cuidado porque el vapor ¡también quema!

Miel

miel

La gente que lo propone dice que la miel del lugar donde vivimos permite que nuestro cuerpo se adapte a los alérgenos del ambiente, pero la verdad es que no hay mucha certeza al respecto. De todas formas, hay personas que cuentan de experiencias exitosas, tal como otras personas han disminuido las alergias dejando de consumir lácteos. Quién sabe, todos somos diferentes y tal vez sí es una buena alternativa para algunas personas.

Probióticos

La alternativa de los probióticos se explica por la reacción de nuestro sistema inmune frente a estos organismos extraños. Hay algunos estudios que plantean que la presencia de bacterias en el estómago podrían reducir las alergias, así que si quieren probar esta opción, pónganse a comer pan de masa madre, quesos blancos, pepinillos, chucrut, yogurt y cualquier suplemento probiótico.

Mucha gente es escéptica respecto a estos (y otros) remedios caseros, pero soy una convencida de que hay que probar. En el peor de los casos no nos funciona y podemos volver a nuestras antiguas soluciones, y en el mejor de los casos, estaremos usando remedios naturales en vez de entregarle más químicos sintéticos a nuestro cuerpo. ¡No hay nada que perder!

¿Cómo encontraste este artículo?

Débil Regular Excelente