Mi perfil
Regístrate con
Facebook
- ó -
Recuperar contraseña
re

Empezar por casa: reciclemos

Todo sobre: ConsejosReciclaje

En tiempos donde el cambio climático es más evidente (sobre todo en nuestro país, con sequía en el sur e inundaciones en el norte), ya nadie puede negar la gravedad de la situación. Y si les parece una situación ajena a ustedes, lo siento, pero no lo es.

En el mundo corporativo esta consciencia se está dando fuertemente: algunas de las grandes empresas de nuestro país (y muchas otras en el mundo) han empezado a considerar la sustentabilidad dentro de su estrategia de negocios para responder a este problema medio ambiental. Pero las personas también debemos aportar: hoy es tarea de todos incluir en nuestra vida algunas prácticas que ayuden a cuidar eso a lo que nos hemos acostumbrado, lo que damos por sentado, pero que (por fin nos dimos cuenta) no es infinito: el medio ambiente, el agua, el aire, los recursos naturales, en fin, nuestro entorno.

Cada vez somos más y más personas en el planeta (el que claramente no se hace más grande) y la matemática es simple: a más gente en el planeta, más desechos. Entonces tenemos que agregar a nuestros hábitos (alimentación saludable, actividad física, descanso y meditación) el de cuidar el planeta en nuestra vida cotidiana y desde nuestro pequeño lugar en el mundo, y así contagiar a todos los que nos rodean a hacerlo también. Así que a ponerse las pilas.

¿Por qué reciclar es importante?

El reciclaje no sólo nos permite ser creativos y usar una botella como florero, también tiene un papel importante en las industrias. Reutilizar materiales reciclables disminuye el volumen de producción de otros nuevos, ya que le estamos dando un segundo uso a un mismo material. Esto quiere decir que, visto al revés, si no usamos materiales reciclados entonces estamos usando más materiales extraídos de la Tierra.

Por otra parte, la fabricación de materiales reciclados usa menos energía que aquellos que están hechos con materiales nuevos; procesar estos materiales produce altos niveles de contaminación tanto en el aire como en el agua. Por esta misma razón, al reutilizar, también se reduce el impacto de efecto invernadero.

Otra razón para reciclar, y la más obvia, aunque mucha veces no la consideremos, es que reciclar reduce los desechos. Reciclar permite recopilar la basura que iría a parar a los vertederos como restos inútiles, para que sea reutilizada. Es como la energía, que sólo se transforma.

¿Cómo hacerlo?

Lo más importante al momento de reciclar en casa es separar los desechos de manera correcta, porque si lo hacemos mal, no servirán de nada una vez que lleguen al punto limpio. Esta simple tarea puede convertir desechos en material reciclable.

Ahora llega el momento de invitar a los niños a participar de este proyecto y enseñarles que tenemos que cuidar nuestro planeta: ¡a pintar los contenedores! Cada uno de ellos tiene su color especial, porque el Ministerio de Medio Ambiente los estandarizó para facilitar la separación de la basura. Así podemos enseñar a nuestros hijos a ser parte de la solución y, además, tenemos bien claro dónde va cada cosa para luego transportarlos al punto limpio.

Los desechos se clasifican de la siguiente forma según el Ministerio del Medio Ambiente:

  • Azul (papel y cartón): en este contenedor se deben depositar todo tipo de papeles y cartones que podremos encontrar en envases de cartón como cajas o envases de alimentos. Periódicos, revistas, papeles de envolver o folletos publicitarios, entre otros. Para un uso efectivo de este tipo de contenedores es recomendable plegar correctamente las cajas y envases para que permitan almacenar la mayor cantidad de este tipo de residuo.
  • Amarillo (plásticos): se deben depositar todo tipo de envases y productos fabricados con plásticos como botellas, envases de alimentación o bolsas. Las botellas y envases de alimentos deben ser enjuagados y entregados secos en los contenedores.
  • Gris claro (metales): aquí se depositan las latas de conservas y de refrescos, los cuales deben ser enjuagados y secados para su depósito en el contenedor.
  • Verde (vidrio): en este contenedor se depositan envases de vidrio, como las botellas de bebidas alcohólicas, refrescos y agua. Importante: no utilizar estos contenedores verdes para cerámica o cristal.
  • Beige (cartón para bebidas): aquí se pueden depositar todos los envases de cartón (tetra pack) que contienen refrescos, leches, bebidas alcohólicas y alimentos.
  • Rojo (desechos peligrosos): para almacenar residuos peligrosos como baterías, pilas, aceites o medicamentos.
  • Burdeo (aparatos eléctricos y electrónicos): en este contendor se deben depositar electrodomésticos voluminosos, audio y video, computación y electrodomésticos pequeños.
  • Gris oscuro (resto de residuos): en estos contenedores se depositan los residuos que no pueden ser reciclados o que el mercado aún no está establecido y que deben ser dispuestos en rellenos sanitarios.

Esta gráfica explica con claridad cómo funciona este sistema:

normacoloresMMA (1)

Ministerio del Medio Ambiente

 

Hay algunos desechos a los que nosotros mismos podemos darles una segunda oportunidad. Una idea que recién se hizo en Chile por primera vez viene a resolver esto: Repair Café, que  reúne voluntarios que saben arreglar cosas (ropa, muebles, computadores, etc.) con personas que necesitan arreglar cosas (ropa, muebles, computadores, etc.). Ya no arreglamos como antes e iniciativas como ésta nos recuerda esa consciencia de nuestros papás de que las cosas no se botan a la basura, sino que se arreglan, se parchan, se pegan, se zurcen. Esto permite disminuir los desechos y también nos enseña que podemos darle una vida más larga a nuestras cosas.

En este lindo proceso de aprendizaje podemos empezar convirtiendo algo que consideramos basura en algo que puede ser útil otra vez. Así de importante es lo que hagamos con nuestros desechos: podemos darles valor. Porque vivir en este planeta nos entrega muchos beneficios pero también nos exige, porque no se trata sólo de usar y gastar, también tenemos que dejar un impacto positivo. Esa es nuestra responsabilidad.

¿Cómo encontraste este artículo?

Débil Regular Excelente