Mi perfil
Regístrate con
Facebook
- ó -
Recuperar contraseña
coctel-VivirSmart2

Cócteles y sueños (de primavera)

Me encanta esta estación del año, a quién no. Los alérgicos sufrimos pero eso poco importa en comparación con el fin del frío, los árboles verdes, las flores, el cambio de hora, y otra vez, el fin del frío (es doblemente importante).

Con el invierno hibernamos, nos guardamos. Pasamos más tiempo de nuestras casas, a ventanas cerradas y tapados hasta el cuello. Al menos así soy yo en invierno. Pero ahora con la primavera… terrazas, por fin llegan las terrazas: los atardeceres y las terrazas son una de mis cosas favoritas de los días de calor. Mejor todavía si incluye a mis amigas y algo rico para tomar.

Cambia la estación, cambia el panorama

Para salir del flojo invierno y empezar a pensar en guardar los abrigos, las pantuflas y los guantes, para sacar las poleras, chalas y blusas, un panorama entretenido es juntarse a preparar distintos tragos. Coloridos, dulces y refrescantes, podemos ir mezclando, inventando y probando con frutas, cítricos, espumantes o destilados, y así ir saliendo poco a poco de la envoltura que nos dejó la rutina invernal.

Les dejo un par de recetas fáciles de hacer y llenas de energía primaveral

Aperol spritz

Foto: Flickr/ Núria

Foto: Flickr/ Núria

Lo probé en mi viaje a Italia y me hice fanática; en las acaloradas tardes del verano itálico no había nada mejor que sentarse en una piazza a disfrutar de esta combinación dulce y a la vez un poco amarga, de un naranjo explosivo difícil de olvidar. Tuve que esperar un año a que llegara a Chile. Prendió al tiro y ahora está en muchos bares y restoranes, pero para hacerlo en la casa, su base, el Aperol, se puede encontrar en supermercados. Para prepararlo mezclar dos partes de Aperol, tres partes de algún espumante, una de agua mineral con gas y rodajas de naranja para el toque final.

Chardonnay sour

Foto: Wikipedia

Foto: Wikipedia

Conocí este trago porque mi mamá lo preparaba hace años. Me encanta porque además de ser rico y fresco, tiene menos calorías que un pisco sour y es una buena idea para variar el aperitivo del siempre. Se necesita una medida de jugo de limón, una medida de goma para endulzar, tres medidas de vino blanco Chardonnay y hielo. Todo a la juguera y ya está. Para perfeccionar la preparación, complementar con terraza y un par de amigos.

Bellini

Un clásico. Se ve mucho en los brunchs pero también es perfecto para tomarlo al atardecer después de un largo día de oficina. Alguna gente lo prepara mezclando jugo de durazno y champaña, pero esa no es la receta original ¡ni tampoco la más rica! Esto es así: poner duraznos maduros en una juguera con un cuarto de taza de azúcar y lo mismo de agua. Hacer un puré y dejar en el refrigerador. Cuando esté bien frío, poner un tercio de puré en cada copa, rellenar con champaña y listo, ahora a brindar por las cosas buenas que vienen.

En el clásico ochentero “Cóctel”, Tom Cruise encuentra al amor de su vida trabajando como bartender en Jamaica y termina poniendo su propio bar: “Cócteles y sueños”. Nosotros puede que no lleguemos tan lejos, pero al menos podemos gozar de hacer nuestros propios cócteles y hablar de nuestros sueños.

¿Cómo encontraste este artículo?

Débil Regular Excelente