Mi perfil
Regístrate con
Facebook
- ó -
Recuperar contraseña
Foto: acsilver.co.uk

La tradición de los huevitos de chocolate + una manualidad

La Pascua de Resurrección, Domingo de Pascua, Domingo de Resurrección o como quieran llamarle es la festividad que marca el final de la Semana Santa. Esta celebración del cristianismo conmemora la resurrección de Jesús luego de su crucifixión. Pero ¿por qué siempre cae en una fecha distinta? Esto se debe a que en el Primer Concilio de Nicea por allá por el año 325 se estableció que la Pascua de Resurrección sería el domingo siguiente a la luna llena del equinoccio de primavera (hemisferio norte). Es por ello que la fecha cae entre el 22 de marzo y el 25 de abril.

Exquisitos huevitos de chocolate

chocolate-egg-with-candy

Seamos creyentes o no, practicantes o no, cuando niños siempre esperamos encontrar huevitos de chocolate la mañana del Domingo de Pascua… y aún hoy esperamos que alguien nos regale un par mientras nosotras nos preocupamos de llenar las canastas de nuestros hijos y sobrinos.

El origen de esta tradición occidental es diverso, pero la mayoría se remite a la llegada de la primavera (no olvidemos que esto viene del hemisferio norte, quienes comienzan la primavera cuando a nosotros nos visita el otoño). Una de esas teorías dice relación con la prehistoria. Con la llegada de la primavera y las escasas provisiones que dejaba el crudo invierno, unas de las pocas alternativas de alimentación era comerse los huevos que empezaban a poner las aves que venían llegando del sur, esto hasta que  el alza de la temperatura permitía volver a cazar.

Como este tema de los huevos coincide con la primavera (no olvides que seguimos haciendo referencia al hemisferio norte, pues allá tiene su origen) y esta estación del año a su vez se asocia con la fertilidad por el renacimiento de la naturaleza, se estableció en Europa que el huevo sería el símbolo de la Pascua. Primero fueron huevos reales adornados y pintados de colores vivos para regalar a los amigos y familiares en la llegada de la primavera, luego los pasteleros utilizaron otros ingredientes para elaborarlos a modo de fantasía terminando en lo que esperamos hoy con ansias: Huevos de chocolate.

DIY: Una canasta para los huevitos

Foto: lovethispic.com

Foto: lovethispic.com

Pero no todo es historia, también dedicaremos un tiempo para hacer una canasta diferente para guardar todos los huevitos que podamos encontrar ese día (… bueno, yo no, pero los niños sí) Haremos una canasta de hilo y para ello necesitamos:

– Globo
– Lienza/hilo de algodón de colores/lana (no peluda)
– Cola fría
– Agua

  • Haz una mezcla de cola fría y agua, algo que no quede ni tan aguado ni tan espeso. Reserva.
  • Infla un globo del tamaño que quieras (no muy grande porque tomará mucho tiempo y necesitaras muuuuchos huevitos)
  • Toma el hilo y pásalo por la mezcla de cola y agua y comienza a enrollarlo en el globo. Ten paciencia porque se resbalará, trata de quitar el exceso de líquido estrujando el hilo.
  • Una vez llegues al punto que desees (puedes enrollar muchísimo hilo dejando una trama tupida o no tanto para que sea vea mucho al interior, yo recomiendo la primera, además no dejas espacio para que se caigan los huevos) cuelga el globo agregando un hilo en su nudo. Trata de que no tope en ninguna parte.
  • Si es necesario retoca con la mezcla de cola y agua usando un pincel.
  • Deja secar por lo menos un día o hasta que esté endurecido.
  • Una vez listo, revienta el globo con un alfiler y retira los restos de él.
  • Con una tijera recorta un figura (círculo, ovalado, cuadrado, lo que quieras) en el frente del globo de hilo (si no tienes buen pulso o no confías que quede simétrico recorta una figura de papel y márcala sobre el hilo y luego recorta)
  • Si quieres rellena la base con la típica paja de los canastos de mimbre o con espuma/algodón/napa para monos de soft (panty) y sobre eso pon los huevos de chocolate.
  • Para una mejor terminación puedes hacer un moño con flores y cintas para poner en la punta del huevo de hilo.
  • Para que el huevo permanezca en su posición, recorta una tira de cartón o papel duro (ojala tenga decoración) de unos 3 a 5 cm de ancho por 12 cm de largo (puede ser más pequeño, esto es solo una sugerencia). Une los extremos y monta el huevo sobre ella.

Si quieren regalarme huevitos de chocolate pueden hacerlos llegar a… no, mentira XD Recuerden buscar por todas partes y ¡disfruten los suyos!

¿Cómo encontraste este artículo?

Débil Regular Excelente