Mi perfil
Regístrate con
Facebook
- ó -
Recuperar contraseña
VivirSmart

Cómo limpiar una chaqueta de cuero

Algo que muchos tienen en sus closets, es una chaqueta de cuero, una prenda ideal para las temporadas de media estación, cuando aún no hace demasiado frío como para ponerse parka, pero sí refresca por las noches. Una chaqueta de cuero, en general, no es barata y, por lo mismo, puede acompañarnos por muchos años, ¡incluso décadas si es de calidad! Pero no podemos meterla a la lavadora, pues el cuero es un material que, si se empapa, se daña. ¿Qué hacer?

Hace poco tiempo te dimos varios consejos para aprender a limpiar botas de cuero. Hoy es el turno de la chaqueta. Gracias  WikiHow, sigue estas instrucciones y quedará como nueva.

Utiliza un limpiador de cuero

Éste es el primer consejo y el más básico: un limpiador de cuero puede ser muy útil en tu casa, pues no sólo te ayudará con tu chaqueta, sino con cualquier artículo de este material.

Moja una toalla en el limpiador y frota tu chaqueta para quitarle la suciedad. Luego, utiliza otra toalla limpia para eliminar el exceso de limpiador de tu chaqueta. Ésta deberá quedar reluciente y humectada.

shutterstock_571333192

Utiliza agua y jabón

Mezcla en un recipiente agua y detergente líquido, no más de tres cucharadas. No uses demasiado detergente, pues podría arruinar tu chaqueta.

Moja una toalla suave en la solución y estruja, pues la idea no es que quede empapada, sino húmeda. Entonces frota suavemente tu chaqueta con la toalla, poniendo especial atención en las zonas manchadas con agua, grasa o aceite. Luego, toma una toalla seca y, mediante toquecitos, quita el exceso de agua y jabón de la prenda. Cuida que no queden acumulaciones de agua. Finalmente, cuelga la chaqueta en un gancho y déjala secar naturalmente en tu closet.

shutterstock_648198787

Consejos generales

  • Siempre lee las etiquetas de tu prenda antes de lavarla de cualquier manera.
  • Puedes impermeabilizar la chaqueta utilizando impermeabilizante. Hazlo en cuanto te la compres.
  • Humecta periódicamente tu chaqueta con un acondicionador para cuero.
  • Si tu chaqueta es de un cuero demasiado suave, llévala mejor a la lavandería.
  • Guarda la prenda siempre colgada y extendida, jamás doblada.

¿Cómo limpias tu chaqueta de cuero?

¿Cómo encontraste este artículo?

Débil Regular Excelente